Monday, 23 de July de 2018

Nacional

Trump no puede con el peso; ganó 10.3% desde el 19 de enero

- Foto: Especial

Incluso, ha ganado más terreno con respecto al dólar que divisas como el euro, la libra de Reino Unido y la corona sueca.

Por Excélsior /

El peso mexicano es la moneda que más se ha apreciado en el mundo desde que Donald Trump asumió la Presidencia de Estados Unidos.

Incluso, ha ganado más terreno con respecto al dólar que divisas como el euro, la libra de Reino Unido y la corona  sueca.

De acuerdo con un ejercicio realizado por Excélsior con información de la firma Bloomberg, el peso ha ganado 10.3% frente al dólar desde que Trump llegó a la Casa Blanca, superando a divisas de seis países desarrollados y 11 emergentes.

Así, del 19 de enero y al 24 de febrero, el precio del dólar al mayoreo pasó de 21.95 pesos por unidad a 19.91 pesos.

La ganancia del peso se debe a que los mercados consideran que ninguna acción de Trump perjudica los intereses de México, por ahora.

Los anuncios del republicano han sido catalogados como pura “retórica”, prueba de ello es que no ha firmado nada contra el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), como sí lo hizo con el Tratado de Asociación Transpacífico, expuso Gabriela Siller, directora de Análisis Económico-Financiero de Banco Base.

Con el avance del peso sube el poder adquisitivo de la población hacia el exterior, se aminoran los riesgos de más gasolinazos y se reduce la posibilidad de alzas en los precios de los productos por causa del dólar, entre otros beneficios.

El peso ha ganado más en era Trump

Acumula un alza de 10.3 por ciento desde que llegó al poder el nuevo presidente de Estados Unidos

El peso mexicano es la moneda que más ha ganado en el mundo en la era de Donald Trump. En un ejercicio realizado por Excélsior con información de Bloomberg, entre 17 divisas (11 de países emergentes y 6 de desarrollados), la moneda nacional ha ganado 10.3% frente al dólar desde que Trump asumiera como presidente de Estados Unidos.

Entre el 19 de enero y el 24 de febrero, el precio del dólar al mayoreo pasó de 21.95 pesos por unidad a 19.91 pesos; es la que más se ha recuperado después de la depreciación (16.5%) registrada luego de las elecciones en el vecino del norte.

Gabriela Siller, directora de Análisis Económico-Financiero de Banco Base, explicó a Excélsior que hasta ahora el mercado ha leído las acciones del presidente de Estados Unidos hacia México como mera retórica, en el cual todavía no hay nada concreto que pueda perjudicar los intereses de nuestro país.

“Pese a que se ha pronunciado contra el TLCAN, no ha firmado un decreto como lo hizo con el TTP, con esto podemos leer entre líneas que a EU le interesa el TLCAN porque 16% de sus exportaciones es hacia México. Además, el peso empezó a apreciarse cuando el mercado se dio cuenta de que Trump no tenía un gabinete armado, y nos dimos cuenta de que no había acciones definidas que afectaran la economía mexicana”, comentó.

Agregó que la semana pasada otros dos factores que ayudaron a fortalecer al peso fueron el anuncio de la Comisión de Cambios de implementar un programa de coberturas cambiarias, y las palabras del secretario del Tesoro de EU, quien se refirió en buenos términos a la relación comercial con México.

“Con el anuncio de coberturas cambiarias el tipo de cambio bajó 50 centavos, con ningún otro mecanismo de intervención había bajado tanto. Si vemos, incluso el día siguiente se acumularon 80 centavos que bajó el tipo de cambio. El mercado recibió bien el anuncio, que se ve como un mecanismo impecable. Además, lo que dijo el secretario del Tesoro de Estados Unidos de que no
tenían pensado ningún cambio en la agenda comercial con México, ayudó a bajar la incertidumbre y a una apreciación del peso hasta un nivel de 19.7 unidades por dólar”, explicó.

Hacia adelante

La especialista comentó que durante la semana que inicia, el peso estará presionado por los datos de la nómina no agrícola de Estados Unidos.

“Si el mercado anticipa un mejor resultado respecto a meses previos podría volver la presión para el peso, puesto que la Fed podría subir su tasa de referencia el próximo 15 de marzo”.

Lo anterior debido a que en días recientes los miembros de la Fed han estado usando un lenguaje más acomodaticio, lo que hace suponer que la próxima alza podría ser en mayo, situación que puede cambiar si la nómina no agrícola del 3 de marzo resulta mejor a lo previsto.

Gabriela Siller también explicó que en lo que resta del año el tipo de cambio se ubicará a torno a su promedio móvil de 200 días, que es de 19.3 pesos por dólar.

“En el 97% de los casos el dólar ha respetado el promedio móvil de 200 días, tendría que ocurrir algo importante como un resultado muy favorable para el país en la renegociación del TLCAN para que bajara de ese nivel. Por el contrario, si resulta que EU se sale del tratado, algo que veo muy improbable, volvería a subir hasta 21 pesos”.

Retos internos

La especialista considera que el tipo de cambio terminará el año en el mejor de los casos en 19.2 pesos por dólar, debido a que el país también enfrenta retos internos que mantendrán presionada a la moneda.

“La alta inflación de este año, una rebaja en la calificación crediticia del país, y temores que puedan surgir en el mercado por el proceso electoral del 2018, son riesgos que desde el ámbito interno tendrán presionado al peso.”

Excélsior

Loading...

COMENTARIOS

Publicidad

Loading...