Wednesday, 18 de October de 2017

La designación de Lalo Rivera como candidato al gobierno y la lucha por el control del PAN en Puebla

Por Viridiana Lozano / /

 

Guiapara interior viri

El triunfo de Josefina Vázquez Mota como candidata oficial del PAN a la gubernatura en el Estado de México cambia por completo el escenario en Puebla.

Rafael Moreno Valle tenía puestas sus esperanzas en que funcionara la impugnación de Ulises Ramírez para evitar un fenómeno similar en la elección interna que se lleve a cabo en Puebla en 2018.

Falló.

La posibilidad de que Ricardo Anaya aplique la misma estrategia en Puebla y designe a Lalo Rivera como el candidato está latente.

El Yunque recuperaría así al partido que perdió en 2011 cuando Moreno Valle llegó a la gubernatura y lanzó toda una estrategia para apropiarse del blanquiazul, estrategia que culminó con la designación de su esposa Martha Erika Alonso como secretaria general.

Lalo Rivera, además, ya es visto como una carta fuerte desde el PAN nacional, desde su triunfo como operador del ahora gobernador de Quintana Roo,  y ahora con el rumor de que será el coordinador de la campaña de Vázquez Mota.

La posibilidad de que Martha Erika Alonso se convierta en la candidata del PAN a 2018 se complica si la dirigencia nacional aplica la misma que en el Estado de México y designa directamente a otro candidato.

Ante esto, Moreno Valle prepara dos estrategias para blindar a su esposa.

La primera es negociar abandonar su aspiración presidencial a cambio de que Anaya le garantice que Martha Erika será la candidata en Puebla.

La segunda es más complicada.

Además del proceso que llevan a cabo contra el exalcalde Eduardo Rivera por supuestas irregularidades en su cuenta pública 2013, hay procesos contra Alejandro Fabre Bandini y el propio Rafael Micalco Méndez.

El caso de Fabre Bandini y el desfalco que provocó como secretario del Medio Ambiente y Servicios Públicos fue revelado por varios columnistas desde 2014.

Pero hoy está a punto de salir una orden de aprehensión en su contra por malversación de recursos públicos en el gobierno de Lalo. Aunque apenas hace unos días compró un lujoso departamento en Acapulco donde seguramente está pasando estos días de calor.

En el caso de Rafael Micalco Méndez, enfrenta un proceso judicial por la compra de unos terrenos de manera ilegal y por una denuncia del PAN por el supuesto desvío de recursos públicos del partido cundo fue dirigente.

En diciembre de 2015, cuando Micalco dejó las oficinas del estatal, fue escoltado por su personal hasta la caseta de la México-Puebla, porque temían que fuera aprehendido en el camino.

Desde entonces estuvo viviendo en su natal San Luis Potosí y recientemente regresó a Puebla para hablar de la elección en el Estado de México y mostrarle, en privado,  todo su respaldo a Lalo Rivera si busca la gubernatura en 2018.

En el caso de Rivera Pérez, está abierta la investigación por su cuenta pública y seguirá así hasta orillarlo a una negociación favorable para el morenovallismo para la elección de 2018.

Los yunquistas y las familias fundadoras de Acción Nacional tienen sus esperanzas fundadas en que Lalo Rivera recupere al partido, pero temen que al final —para liberar su cuenta pública— negocie y deje pasar libre a Martha Erika Alonso.

Pero si Lalo Rivera se niega a negociar y se concreta al menos el proceso contra Bandini estarían desprestigiando su administración, pero sí proceden por él por malversación de recursos, no habrá quién lo salve ni si quiera la campaña de persecución en su contra.

ANTERIORES

Publicidad

Publicidad

Loading...